Seguidores

martes, 20 de diciembre de 2011

   ¿Alguna vez tomaste mucho aire y te zambulliste sin pensar en lo que había debajo del agua? ¿Alguna vez no aguantaste la respiración y pareció que el mundo terminaba en vos?
   Como siempre estoy... perdida. No sé si en un mar sin fin o en un fin repleto de agua. Solo sé que tengo que nadar.
   Por mi.
   Por vos.

No hay comentarios: